¿Qué es la acomodación?

Imaginémonos que el ojo es similar a un cámara analógica, como ella, el ojo tiene una cámara obscura, donde se proyectan las imágenes del exterior, y un sistema de lentes encargadas de "enfocar" estas imágenes sobre el plano de la película fotográfica.

Como en las cámaras, el ojo tiene 2 tipos de lentes; una lente fija, que en el ojo humano se llama Córnea, y una lente móvil que correspondería al Cristalino. Cuando estas lentes se desplazan o cambian de forma, se produce un cambio de potencia. Esto nos permite ir adaptando el enfoque de los objetos a medida que estos cambian su posición, es decir, ver nítido imágenes situadas en la lejanía y en la proximidad.


 
   
Comparación entre los elementos que forman una cámara fotográfica y un ojo humano


Al fenómeno de cambio de enfoque se conoce como ACOMODACIÓN. Para que se produzca este efecto, el ojo humano posee un músculo (Músculo Ciliar) unido al Cristalino. Cuando está relajado y sin tensión se realiza el enfoque de imágenes lejanas. A medida que estas se van acercando, el músculo ciliar se va tensando modificando la potencia óptica del Cristalino.