¿Qué es un defecto refractivo?

El ojo es el órgano encargado de la visión. Para poder llevar a cabo este acto, tiene que realizar una función similar a la de una cámara fotográfica. Esto es, dispone de unas lentes encargadas de formar una imagen nítida del mundo exterior, sobre una película sensible (retina) que recibe esta imagen y, a través del nervio óptico, la envía a nuestro cerebro para que la "veamos". Para que esta imagen refractada se vea nítida deberá estar enfocada exactamente sobre la retina.

 

Se dice que un ojo tiene un defecto refractivo cuando la potencia de sus lentes (cristalino + córnea) no se corresponde con la distancia a la que se encuentra la retina, ya sea porque la distancia a esta sea demasiado pequeña (hipermetropía) o demasiado larga (miopía).

defecto refractivo